martes, 7 de noviembre de 2023

Colores de otoño en L´Horteta del Pobre

 


En otoño la naturaleza se viste de oro. Y de cobre, ocres y tonos tirando a dorado que hacen del paisaje imágenes muy bellos que me llenan de energía y me encantan. No se lo voy a negar.


Todos los años subimos a la montaña desde la orilla del Mediterráneo en Alicante donde vivimos para buscar esos enclaves, rincones y recovecos, bosques y umbrías de gran belleza.





Desde lejos se ven estos árboles dorados destacar entre pinos y encinas, abriéndose paso por las copas de los árboles buscando el cielo, la luz y su protagonismo porque son minoría. Y vaya si lo encuentran.


Esta mañana dominical visitamos lo que llaman L´Horteta del Pobre dentro del área recreativa que hay junto al Preventorio de Alcoy. Todo el conjunto es espectacular, como verá en las fotos.





En la parte más alta del área recreativa nace un manantial. De un caño de amplia boca sale un chorro potente de agua cristalina y fría. Su agua se canaliza a una balsa desde la que antiguamente se facilitaba el riego a las huertas más cercanas, por eso su nombre. Actualmente, con esta agua se llenan las piscinas de El Preventori.


Un panel nos informa que la zona está domina por árboles de alto porte como chopos, plátanos y pinos, cuya sombra, unida a la presencia permanente de agua, crea un hábitat ideal para insectos como las libélulas y para vertebrados como los anfibios. A veces, se escucha el croar de un sapo corredor que casi siempre no se deja ver. Otras veces, lo que puedes ver es a los sapos o ranas comunes, son menos desconfiadas.


En todo el recorrido desde el Preventori hasta la fuente hay mesas y asientos de piedra para pasar largos ratos sentado o de picnic debajo de arboleda tan singular en esta época del año. Se puede ir en otras, pero en otoño es extraordinario. Si comes allí, lo que no se puede hacer es fuego, enemigo número uno de estos montes.






Desde la fuente o caño del agua parten dos senderos que suben a la ermita de San Cristóbal arriba en la cúspide situada junto a una gran cruz metálica. Por el que se pasa por un pequeño puente, subiendo a la derecha, el sendero es el de los miradores de solana. Las vistas de Alcoy son impresionantes. Por el otro lado, a la izquierda, hay otro sendero que suba e la ermita, mucho más sencillo que el anterior. En seguida de tomarlo, hay una zona de escalada.




Por unas cosas o por otras, es una zona ideal para el sosiego donde escuchar los sonidos de la naturaleza, el rumor de las hojas cuando son movidas por el viento, el sonido de los pajarillos que corretean por el suelo o que nos miran curiosos desde las ramas de los árboles.




Para lo sencillo, puede ir con niños. Para lo complicado, senderismo o montaña, depende de cada uno y de su capacidad física. Nosotros subimos otro día a la ermita por la izquierda, algún día se lo contaré en este blog.

 

Fotos y visita realizada el 29 de octubre de 2023.

No hay comentarios:

“Savia, la veu dels arbres”, una Hoguera discutida

  Todos los años las Hogueras se plantan con mucha ilusión por agradar con la representación del tema elegido de ese año, miles de personas ...

entradas populares