sábado, 18 de abril de 2020

María José Limiñana Mañes. In Memoriam

.

Tus últimos días han sido el revivir de muchos recuerdos, lo tanto disfrutado juntos, en las alegrías y, a veces, también en las penas de las que tanto se aprende. Nos miramos en uno de ellos, parecía que podía ser la última vez. Tus ojitos pequeños y claros me miraron con una dulzura indescriptible. Te emocionaste. Tus ojos se llenaron de lágrimas. También los míos.


Volvimos a vernos al día siguiente y me recibiste con una sonrisa. Vi las marcas de tu lucha contra la enfermedad y el dolor. Tu que nunca te has rendido ante la adversidad, tampoco ibas a hacerlo ahora.


 Te ilusionaste al vernos a tus hijos junto a ti dándote parte del cariño que tanto nos diste. Te encantaba disfrutar en familia de cualquier cosa, fuera grande o pequeña, lo importante era estar juntos.


A mis hermanos y a mí nos lo diste todo, lo mejor de ti, con todo el cariño del mundo, renunciando a muchas cosas por tu familia. Nos educaste desde la tolerancia a los demás tu que tanto mundo conociste como hija de diplomático, y los otros mundos que recorristeis papa y tu, trayendo a casa lo mejor de cada lugar. Nos inculcasteis el amor al prójimo, el respeto a la opinión contraria. Nos formaste como las personas que somos.


Luchadora, demócrata, participaste en la platajunta en los últimos años del franquismo para contribuir a traer la democracia a España. Fundaste con papá en Alicante Izquierda Democrática. Conociste a un gran hombre, y un gran líder, como Joaquín Ruiz Jimenez, lo recuerdo bien, y sumasteis vuestro partido al suyo para hacer una coalición demócrata cristiana para presentaros a las primeras elecciones democráticas después de la muerte de Franco. Recuerdo cuando íbamos con tu seiscientos por las calles de Alicante divulgando - con unos enormes altavoces en el techo del coche - las propuestas de vuestro partido. A mi me parecía un juego, todo tan simple. Y tú tan dispuesta, como siempre. Ahora es todo tan sencillo, pero entonces eran las primeras elecciones democráticas después de mucho tiempo y era una gran aventura.

Políglota, tus alumnas te recuerdan con un cariño especial. Años después te encontraron en facebook (fuiste la primera de la familia en conectarte a esta red social). En tus clases de inglés o de francés destacaste por tú innovación en la enseñanza, dando participación a los alumnos, haciendo que aprender un idioma fuera casi como un juego. Incluso en la forma de vestir eras una revolucionaria si tenemos en cuenta aquella época. Haber vivido fuera de España muchos años por ser tu padre diplomático, traías contigo aires de libertad que no se vivían en la España franquista de entonces.


Amante del arte y de la música, daba gusto hablar contigo de cualquier tema. De literatura, de política, de la vida,…. Es sorprendente tu capacidad de síntesis, tu ecuanimidad, tus deseos que esta España libre no se tuerza por las ambiciones de los extremos, tanto de derechas como de izquierdas.

Enamorada, como papá y con papá, del mar, del Mediterráneo. De sus culturas. De sus historias. De sus colores. De su horizonte. Tuviste la suerte de poderlo admirar - especialmente en los últimos años - desde tu atalaya de la playa Muchavista en Campello.


Mi madre, mi consejera, mi amiga, ha fallecido hace unas horas. Aunque estarás siempre entre nosotros. Emprendes ya tu eterna travesía allende los mares al re-encuentro con papá en un mar inmenso.


Publicado en el periódico Información de Alicante en memoria de mi madre el domingo 19 de abril de 2020:


Artículos relacionados en este blog: 


Yo también pegué carteles en las elecciones generales de 1977 en España: http://sosegaos.blogspot.com/2017/06/yo-tambien-pegue-carteles-en-las.html

Tenía 15 años ... cuando conocí a Joaquín Ruiz Jiménez: http://sosegaos.blogspot.com/2009/09/tenia-quince-anos-cuando-conoci-joaquin.html

lunes, 13 de abril de 2020

Ingenio a propósito del coronavirus



En España sacamos punta a cualquier circunstancia sea grave, sea importante, ó no lo sea. Y le damos un toque gracioso, crítico, irónico, reivindicativo. Lo importante es opinar aunque sea con una sonrisa ó a través de un comentario ácido.

 Sorprende el ingenio y el talento que emplean algunos para hacer gracia de una cosa que puede no tenerla. Desde que se impuso el estado de alarma en España por el Gobierno de Pedro Sánchez hace alrededor de un mes a propósito de combatir el coronavirus, las chanzas se multiplican por doquier en redes sociales y en whas upp. Las bromas, las anécdotas, las críticas, corren como la pólvora. Todo contribuye a que se soporte mejor el confinamiento. Porque mientras dure el estado de alarma hay que quedarse en casa, sólo pueden salir a la calle con regularidad el personal sanitario, servicios públicos, policía, ejército, …



Los Reales Decretos, que han ido regulando el estado de alarma a petición del Gobierno, describen las actividades que se permiten hacer para salir a la calle e interrumpir en ese momento el confinamiento: comprar comida, ir a la farmacia a recoger medicamentos, comprar el periódico ó tabaco, pasear al perro, bajar la basura, … Todo lo demás hay que hacerlo en casa. A su vez, las actividades laborales que se pueden realizar fuera de la vivienda habitual mientras dure el confinamiento obligatorio son las que tienen que ver con la construcción, la industria y actividades financieras, siempre que estas no se puedan organizar mediante el teletrabajo en casa.


Hay muchas expresiones, muchos comentarios, que ironizan, se burlan, exageran ó critican el confinamiento y el estado de alarma actual, aunque sea todo para evitar el contagio de miles de personas a través del Covid-19, un virus muy contagioso. Seguidamente citaré algunas de esas frases con las que se ve el ambiente que hay en los domicilios: “Menos mal que sí hubo una generación que sí quiso estudiar y tenemos epidemiólogos, médicos, microbiólogos, entre otros. ¿Se imaginan una pandemia dentro de unos años y todos los influencers, youtubers, tiktokers y reggaetoneros tratando de salvar el mundo?”, “¿Alguien sabe si la segunda temporada de la cuarentena tenemos que pasarla con la misma familia ó se puede cambiar?”, “Yo no salgo a la calle hasta que vea una tienda de chino abierta… Esa es la señal para volver a la normalidad”, “Si no sales de esta cuarentena con un libro nuevo leído, una habilidad nueva, un negocio nuevo ó más conocimiento que antes, nunca te faltó tiempo, sólo disciplina”, “A todos los que en Navidad pedisteis como deseo de año nuevo tener tiempo en el 2020 para estar con la familia, tiempo para empezar a hacer pilates, yoga, zumba… Cuidadín con lo que le pedimos al 2021, que este año se nos ha ido de las manos”, “Lo único bueno de esta pandemia es que demostró: lo inservible que son las armas, lo débil que es el poder, lo inútil que es la riqueza y lo importante que es Dios”, “Me gusta la cuarentena porque no tengo horarios. Si quiero comer, como. Si quiero dormir, duermo. Si quiero sexo, como ó duermo”.”Si me dicen que hable ahora ó calle para siempre, elijo calle…”, “¡¡Una aclaración para quien corresponda!!. El personal sanitario recuerda a los “expertos” del Gobierno que… recibir un pedido de mascarillas dos meses después del inicio de la pandemia es como ponerse preservativo el día del parto”, “Mañana saldrá Sánchez diciendo que este año ha habido menos accidentes de tráfico en carretera en Semana Santa. ¿Os jugáis algo?”, “Dice la policía que va a vigilar las noticias falsas… Pues entonces que prohíban las ruedas de prensa del Gobierno”.

Ya nos avisaron Mortadelo y Filemón, agentes de la T.I.A., de la posibilidad de existir una epidemia de la gripe como la actual que ellos llamaron “U” y de las consecuencias nefastas para la sociedad. Esta “aventura” fue publicada por Bruguera hace 10 años en la colección Magos del Humor (número 134) y Olé! Mortadelo 187. Francisco Ibáñez, su creador, antepuso la ficción a la realidad, con su humor característico, sin saber que se cumplirían sus vaticinios,. Y acertó en muchas de sus predicciones como cuando dice que en China se contagiaron muchísimas personas y “caerán como moscas”, Italia también iba a verse afectada por el contagio, era importante encerrarse en casa para evitar la propagación de la enfermedad y el contagio de miles de personas, así como preveía la necesidad de usar mascarillas para evitar que se propagara el virus, se colapsaron los hospitales por esta enfermedad, hacían falta respiradores para atender a los contagiados, surgieron  teorías de conspiración y quien podía estar detrás, se especulaba con una vacuna y de los posibles ingresos millonarios del laboratorio que la vendiera, y se disparaba el consumo del papel higiénico. Ya ven que el comic a veces se antecede a la realidad y nos avisan de peligros que se cumplen con el tiempo. Cosas que pasan, Ibáñez no podía imaginarse estas coincidencias cuando dibujaba las aventuras de estos personajes.

Otros comics acertaron en sus predicciones, así los Simpson apostaron por la elección de Donald Trump como Presidente de los EEUU. Y Asterix y Obelix - creados por Uderzo y Goscinny - combatieron contra el coronavirus en las aventuras de “Asteríx en Italia” (2017), claro que coronavirus es un guerrero con el que tienen que competir en una carrera de cuádrigas y le ganan porque poco antes de llegar este como vencedor a la meta, Coronavirus tiene un accidente y no termina la carrrera, ganándola los dos galos más famosos de la historia. Al quitarle la máscara que lleva puesta Coronavirus en la cara se ve que es Julio Cesar que anhelaba la victoria y ser aclamado por su pueblo.

Ya ven lo curioso de todas estas coincidencias, cómo la ficción confirma unos hechos que hasta ese momento eran sólo fruto de la imaginación de sus autores. 


Ordoño II y la catedral de León



 La catedral de León es una de las catedrales góticas más bellas del mundo. Declarada Monumento Nacional en 1844, fue el primero que tuvo este reconocimiento en España. Es una joya por fuera y alberga bellos tesoros en su interior.

 Al entrar, impresiona ver la esbeltez de sus columnas y sus naves, su altura, su arte y sus vidrieras. Y si estas en sí son maravillosas, no lo es menos la multitud de rincones de la catedral que tienen su propia historia.

 En esta ocasión, es el trasaltar el protagonista de este artículo. Frente a la capilla de la Virgen Blanca, está el sepulcro de Ordoño II de León, y está aquí porque fue promotor de la primera catedral en el siglo X.

 Ordoño II, hijo del rey Alfonso III de Asturias, heredó el reinado de León cuando falleció su hermano Don García a finales del año 914. Ordoño II, que hasta ese momento era rey de Galicia, con su nuevo reinado trasladó la capital de su Corte de Oviedo a León. Con este rey, León que ya era una población importante con el apoyo de los reyes de Asturias, alcanzó gran esplendor teniendo murallas, monasterios, e importantes edificios civiles. Ordoño II dotó a León de sede episcopal. Además, era un punto estratégico extraordinario para las acciones de reconquista contra los moros en el resto de la península ibérica.

Con grandes éxitos militares, desbarató los planes de Abderramán III contra sus tierras, como cuando abortó la conquista del castillo de San Esteban de Gormaz, en la ribera del Duero, según se relata en el Chronicrom del historiador Sampiro. Este poderío contra el infiel se muestra en la parte baja del sepulcro de Ordoño II, por el lado derecho, en el que hay un guerrero con un gran escudo donde sólo figura el león. Los moros allí representados, y humillados, evocan los triunfos del reino de León liderados por este rey.

Al construir la catedral gótica de León en el siglo XIII se eligió un espacio singular para trasladar el enterramiento de este monarca a su nueva ubicación: el muro exterior de la capilla mayor, en la girola. 

Tallado en piedra de Boñar, como la mayoría de las esculturas de la catedral, el sepulcro representa dos épocas que se mezclan con armonía. La primera e inferior, que es la del enterramiento. La figura yacente, con un rostro bello sin barba, muestra al rey gozando de un sueño en paz, reposado y eterno. Lleva corona real, cetro, túnica y globo como símbolo imperial. Escoltado por leones, animal protector que representa la fuerza sagrada que extermina espíritus impuros. Una reja colocada en el siglo XX no permite la observación del sepulcro desde cerca. Las tres arquivoltas que lo cierran está decorado con castillos y leones, representativos de su reino, así como con hojas de parra en su parte central y laterales.

En el friso se representa el calvario y el descendimiento de la cruz. En el calvario, además de Cristo, destacan la Virgen María y San Juan, los dos ladrones, Longinos (el lancero) y Estéfanos (el portaesponja). La figura del crucificado es de tres clavos, de canon alargado, arqueado hacia el lado derecho y hacia adelante. Su tamaño resalta sobre las demás imágenes. La cabeza es bella, mantiene los ojos abiertos mirando al soldado que le clava la lanza. A su vez, destacan las figuras de la Virgen María y la de San Juan. María está con una actitud de orar, con las manos unidas. Igual que San Juan. Ambos tienen la mirada triste y compungida. En el descendimiento de la cruz aparecen la Virgen María, José de Arimatea, Jesucristo, el primer y segundo ayudante, San Juan y Nicomeno. Están todos, el escultor no ha excluido a ninguno de los personajes históricos que forman parte de esta escena en relación con la narración de los cuatro evangelistas. El crucificado ya tiene la mano derecha desclavada y flexionadas las piernas, mostrando la tensión del momento al desprenderle de la cruz. La Virgen María sostiene a su hijo muerto. Necesita la ayuda de José de Arimatea y de San Juan que abraza a Jesucristo por la cintura mientras Nicodemo desclava la mano izquierda. Y un soldado intenta desclavar el clavo de los pies. A pesar del tamaño de la escena, hay un gran realismo en las imágenes.

Encima, en el hueco del tímpano, está la escena de la Transfiguración de Cristo con dos ángeles arrodillados y dos personajes que podrían ser Moisés y Elías, ambos uno a cada lado. La figura de Cristo es frontal, con la bola del mundo en la mano izquierda y bendiciendo con la mano derecha. Esta representación representa la esperanza de la vida eterna después del dolor y de la muerte.

El resto del monumento corresponde al siglo XV con el fin de enriquecer la tumba y para decorar el muro construido para cerrar las arcadas centrales del ábside y tapar el hueco por donde se hubiera visto la parte trasera del retablo de Nicolás Francés instalado entre los años 1427 a 1434. Fueron añadidos los epitafios fúnebres, un doncel que los señalas, una cabeza de un obispo, el de una reina, de un monje y del rey de armas, además de San Pedro y San Pablo en ambos laterales. Los epitafios dicen así: OMNIBUS EXEMPLUM SIT,..”: "Sea ejemplo para todos que el rey Ordoño dio este venerable templo, en el cual está enterrado él mismo piadoso [rey]. Hizo esta iglesia, la cual primeramente construyó para palacio real; y por amonestación de la Virgen resplandece con silla episcopal, y por ella brilla la ciudad de León. Roguemos, pues, a Dios que por su gracia le perdone. Amén”. “IS REX ALFONSI P(A)TRIS SUI VESTIGIO,..”: Este rey, siguiendo las huellas de su padre Alfonso, gobernó con prudencia y justicia el reino. Tomó Talavera, derrotó a los árabes en el campamento de San Esteban [de Gormaz], subyugó las provincias de Lusitania y Bética, hizo gran estrago en la tierra de árabes llamada Sincila [Sintilia, según Sampiro] y se apoderó de [la prefactura de] Nájera y Viguera, y a los ocho años y medio completos de reinado murió de enfermedad en Zamora. Era 932”.

 En la liturgia de la catedral se sigue recordando a Ordoño II. Actualmente, siguiendo la tradición, el Cabildo Catedralicio celebra anualmente en la misa de difuntos por el eterno descanso de este rey. Se pone en práctica lo mencionado en el Ceremonial de la Santa Iglesia Catedral de León. Esto tiene su origen en el compromiso capitular de 15 de marzo de 1299. Esta ceremonia termina con un responso delante del sepulcro al que se llega en procesión por los asistentes y celebrantes precedidos por la cruz y los cirios. Es un acto religioso de contenido histórico por lo que “todos los meses el Cabildo celebrará una misa por los benefactores (salvo durante la cuaresma y primera semana de Pascua), especialmente por el rey Ordoño II en su aniversario”.


Las fotos están hechas a principios de enero 2020 en un viaje a León con mi mujer.

domingo, 5 de abril de 2020

Domingo de Ramos, confinados por el covid-19


Hoy es Domingo de Ramos, un día de júbilo para la comunidad cristiana y para todas aquellas personas de bien que quieran unirse a la fiesta. Es un día de esperanza, rememorando el recibimiento que el pueblo de Jerusalén hizo a Jesús de Nazaret a las puertas y calles de esa ciudad, aclamando su mensaje de amor, de tolerancia, de paz, de libertad, de perdón.


 “Al acercarse a Jerusalén por Betfagé y Betania, junto al monte de los Olivos, envía a dos de sus discípulos y les dice: Id a la aldea de enfrente, y en cuanto entréis en ella encontraréis atado un borriquillo sobre el que nadie montó aún. ; soltadlo y traerlo. Y si alguien os dice “¿Por qué hacéis eso?”, decid “ El señor lo necesita y enseguida lo devolverá aquí”. … Llevaron entonces el borriquillo a Jesús, le echaron encima sus mantos, y montó sobre él. Muchos extendieron sus mantos en el camino y otros las ramas que habían cortado de los campos. Y tanto los que iban delante como los que seguían detrás gritaban “Hosana!. ¡Bendito el que viene en el nombre del Señor!”. Mc, 11, 1-11


Así nos narra el evangelista San Marcos la entrada de Jesús en Jerusalén hace algo más de dos mil años. Montado en un burrito. Sin lujos, sin alardes de grandeza. Acompañado por personas de toda raza y condición.


Pero es un Domingo de Ramos distinto. No recibiremos a Jesús de Nazaret a las puertas de la ciudad, ni lo acompañaremos por las calles, ni alzaremos nuestras palmas y ramas de olivo en señal de alegría, salvo que lo hagamos desde el recuerdo, el sentimiento y la fe.

Una decisión gubernamental nos tiene a todos retenidos en casa por el covid-19, un virus muy contagioso que puede ser mortal y que en España ha producido, en poco más de un mes, 11.744 muertos, 124.736 contagiados oficiales y 34.219 recuperados, y en el mundo 1.097.886 contagiados, 60.077 fallecidos y 208.993 recuperados.


Una enfermedad declarada pandemia por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para unir fuerzas, consejos y acciones para combatirla y para buscar y producir una vacuna que lo combata y nos proteja.


En cualquier caso, hoy es un día de júbilo y así queremos disfrutarlo en la fe en Dios, y en que este coronavirus pasará, lo venceremos entre todos. Así será.


Las fotos son de años anteriores, de mi archivo fotográfico.

Colores de Otoño por el Preventori de Alcoy

Que sabia es la naturaleza. Un momento que podría considerarse dramático se convierte en una explosión de color otoñal  y en una necesidad n...

entradas populares