lunes, 4 de septiembre de 2023

¿Qué anuncian las lluvias de agosto?

 


Las primeras lluvias torrenciales de finales de agosto anuncian el fin del verano, esos días cálidos, luminosos y largos del periodo estival. Aún no es su final, que este año el último día del verano es el 23 de septiembre. Sin embargo, con esas lluvias, el otoño está más cerca.


En Alicante, finales de agosto siempre han sido convulsos en relación con el tiempo atmosférico. También son importantes los 24 primeros días de este mes. La gente del campo se fija para contar los días nublados o lluviosos y tenerlos en cuenta para su cómputo de lluvias del nuevo curso a través de las cabañuelas, del 1 al 24 de agosto. Cuando aún no había tantos medios para prevenir las borrascas y temporales, muchos empresarios que compraban la uva meses antes de recoger su cosecha a agricultores del Valle del Vinalopó preguntaban antes que habían dicho las cabañuelas de agosto del verano anterior. Era una forma de prever las lluvias torrenciales que perjudican la cosecha. Cuando acertaban, se aplaudían ellos mismos de su decisión. Cuando se equivocaban era porque otros les habían dado mal la información. Pero seguían de ese modo comprando la uva. Y ahora que hay medios más precisos para prever el tiempo, siguen preguntando que dice esa ciencia popular.


Este año la sequía ha dejado huella en toda España, por lo que estas lluvias son bienvenidas. Debería estar lloviendo todo el día de forma escalonada, sin hacer daño ni física ni material. Pero la borrasca es impredecible y lo que antes se llamaba gota fría, y ahora se llama DANA, deja rastro a su paso. Y mucho. En los primeros días del mes de septiembre, las tierras y lugares de Castellón, Toledo y la Comunidad de Madrid han sido los perjudicados, con pérdidas humanas y muchos daños materiales.




Estas lluvias torrenciales han traído fuertes vientos. Con el mar travieso, furioso, incluso bello, han hecho estragos en las playas invadiendo la arena con restos de todo tipo, no sólo marinos. Un desastre que los servicios de los ayuntamientos tienen que paliar con urgencia porque vuelve el calor y en septiembre aún hay turismo y gente local que quieren ir y bañarse en la playa. Ya sabe que hay gente para todo y en todas las estaciones del año.


Una vez pasada la alerta, se sigue mirando al cielo. Es época de lluvias y tiene que seguir lloviendo para recuperar el nivel de los embalses en todo el territorio nacional, para que se limpie el medio ambiente, para tener futuro. Ya sabe que el agua es vida.


Para más información, mire este enlace para saber más sobre las cabañuelas.

No hay comentarios:

Hamburgo, la ciudad anfibia

  Cuando la guía turística que nos acompañó en autobús del aeropuerto al centro de Hamburgo en una visita panorámica dijo que esta es una ci...

entradas populares