miércoles, 30 de marzo de 2011

visitamos el MUSA (Museo de la historia de Alicante) con Pablo Rosser LImiñana


El pasado jueves 24 de marzo se inauguró en el castillo Santa Bárbara de Alicante el MUSA (Museo de la Ciudad), a la que asistieron Sonia Castedo, Alcaldesa de Alicante, junto con otras autoridades.

Después de diversas restauraciones del castillo, ha llegado el día que Alicante abre una puerta de su historia a sus ciudadanos, a sus visitantes, en un marco extraordinario de su castillo más emblemático.  

Visitamos el castillo Santa Bárbara y el MUSA en esta soleada mañana dominical del 26 de marzo con las recomendaciones de Pablo Rosser Limiñana, Arqueólogo municipal del Ayuntamiento de Alicante. Desde el Patio de Armas unas señales nos conducen a las instalaciones del MUSA, mientras conversamos con Pablo.


Pregunta. Con esta inauguración ¿has cumplido un sueño, un propósito, como es tener un museo que cuente la historia de Alicante?.
Respuesta. “Se ha cumplido un sueño personal, profesional y como alicantino, sin duda. Son muchos años que llevamos luchando para que el MUSA sea realidad. Todo pueblo que se precia tiene un lugar en dónde explicarse a sí mismo, y darlo a conocer”.
P. Cuéntanos cómo se proyectó el MUSA y por qué se ha hecho en salas independientes en vez de hacer un museo cronológico en una sola Sala más al uso de otros museos con temática parecida?.
R. “Se fueron viendo dependencias posibles, incluso han ido en otros edificios que, al final, se destinaron a otros usos por el Ayuntamiento. Se pensó que era posible usar las salas del castillo Santa Bárbara y eso hicimos. Hay otros edificios posibles, como por ejemplo Tabacalera, pero ni estaba disponible, ni hubiéramos tenido el dinero para su rehabilitación. En la Administración, en la gestión de lo público, hay que ser tremendamente pragmático si se quieren hacer cosas. Y eso es lo que hemos hecho. Fue todo un desafío porque, efectivamente, son salas o edificios independientes y separados unos de otros. Además, está el condicionante de Monumento que tienen todos estos espacios. Pero ese problema ha sido, quizá, su virtud porque nos ha permitido hacer otro tipo de museo, nada convencional, ni enciclopédico. En donde sólo se hace un resumen de la historia de la ciudad y del castillo es en el CERV (Centro de Recepción de Visitantes), para hablar de elementos parciales en otras salas. Hay que advertir, de todas maneras, que esta es sólo la primera fase de las recogidas en el proyecto museográfico que redactamos y que aprobó el Ayuntamiento y la Consellería de Cultura”.
P. Lo que se ha inaugurado es la Primera Fase. ¿Para cuándo está previsto la Segunda Fase?. ¿Puedes avanzar qué contenidos tendrá y qué otras instalaciones del castillo se utilizarán para este fin?.
R. “Efectivamente. Como te decía antes, es sólo la Primera Fase. La Segunda está diseñándose ahora y, como todo en la Administración, dependerá de dos cosas: de la voluntad política y de las posibilidades presupuestarias. En el proyecto museográfico se hablan de tres posibles actuaciones. La primera, en el macho del castillo y su excavación arqueológica para exhumar, y consolidar para su visita, los restos de la alcazaba medieval. La segunda, en el aljibe renacentista: “Agua y creencias en Alicante”, sobre religiosidad desde la prehistoria en nuestra ciudad, relacionada con el agua. Muy interesante ... La tercera, “Alicante, ciudad frontera”, en las torres de Santa Catalina y Sant Jordi. Todo esto, menos ó más, se hará - como decía - cuando se termine de diseñar y haya disponibilidad presupuestaria. Pero ya están aprobadas”.

Mientras subimos por cuestas empinadas, mientras mi hijo Carlos y sus amigos corretean bajo los pinos, en las garitas, en los jardines, mientras escuchamos hablar diversas lenguas de visitantes extranjeros como si estuviéramos en una torre de babel, nos dejamos envolver por la historia de estos muros, acariciar por la brisa del cercano Mar Mediterráneo, broncear por el sol primaveral.

Llegamos a lo que antes fue el Cuerpo de Ingenieros y hoy es el actual Centro de Recepción de Visitantes (CERV) donde Pablo nos dice que nos esperan dos grandes sorpresas y nos anima a entrar sin espera (el no puede hacerlo porque aún no hay rampa de acceso para discapacitados y su silla de ruedas no puede subir por la escalera).  Y al entrar, entre una luz pálida y unos bellos arcos de piedra de medio punto, pisamos nuestra historia. Dibujos con motivos históricos llaman nuestra atención. De niños, de adultos. Porque es espectacular. Grafitis de barcos, guerreros, caballos, palabras, ... Y unas hornacinas con objetos de las distintas épocas de la historia de Alicante (la otra sorpresa es un vídeo especial para enamorar a los visitantes con los avatares de nuestra historia local, pero hoy no funciona).


P. ¿A quien se le ocurrió poner el suelo de vidrio iluminado con escenas históricas de Alicante?. ¿Cómo se elaboró esta idea, con este resultado tan extraordinario?.
R. “Nuestra idea era explicar un resumen de la historia de Alicante en imágenes, de dos maneras: con iconografías y en audiovisual. La primera idea la plasmó magistralmente en el suelo la empresa de diseño Cota Cero. Nosotros le añadimos el símil de “pisar tu historia” ó “andar por encima de ella”. El audiovisual anima muchas de esas imágenes que las hemos sacado de vasijas, lápidas, grafittis. Todo de Alicante, encontrado aquí.
P. Defínenos el contenido de este Centro de Recepción de Visitantes. ¿Cuéntanos qué narra el vídeo que no hemos podido ver?.
R. “La idea del Centro de Recepción de Visitantes (CERV) viene en el proyecto museográfico que redactamos. Muchos de los visitantes del castillo, por la tipología de cómo vienen organizados, tienen poco tiempo para ver el castillo y sus contenidos. Por lo tanto, quisimos proporcionarles una información resumida de la historia de Alicante. El audiovisual dura 14 minutos y la visita al resto del CERV poco más, por lo que cumplimos ese objetivo. Además, solucionábamos otro problema: cómo explicar la historia de Alicante a los alicantinos y a quienes nos visitan más allá del tiempo que tengan, cuando no hemos hecho un museo típico y enciclopédico. Esta solución nos encantó y creo que ha quedado magnífica”.
P. ¿De quién depende que hayan accesos para discapacitados en las salas museísticas y por qué aún no están puestas cuando ya se ha inaugurado el museo?.
“Lo del acceso para discapacitados es muy claro y me alegro que me lo preguntes. Antes incluso de caer definitivamente enfermo, ya había incluido en el proyecto museográfico todo un capítulo de accesibilidad para el castillo. Un cliente importante del mismo es el Inserso ó los grupos de extranjeros de la tercera edad, así como familias con niños pequeños en carritos. Por lo tanto, no sólo se pensaba en personas con movilidad reducida por discapacidad. Es cierto que no todos los sitios del castillo pueden hacerse accesibles, pero otros muchos sí. Para empezar hay que hacer antideslizantes las rampas al aire libre, por ejemplo. Todo este capítulo de medidas se presentaron a una ayuda de la Consellería de Bienestar Social que no concedió. Luego se incluyó en las obras del Plan E las plataformas para discapacitados de acceso a la cafetería y el aseo, como la del antiguo hospital. Por último, en el Proyecto de Ejecución de la Primera Parte del MUSA, el Patronato Municipal de Cultura incluyó como mejora en el concurso el diseño y ejecución de la rampa de acceso al Cuerpo de Ingenieros (el CERV).Por lo tanto, ¿se tendría que haber hecho ahora?. Rotundamente, sí. ¿Por qué no se ha hecho?. Lo desconozco. Pero lo denuncié internamente en su momento antes de la inauguración. Se debe de hacer”.
Muy cerca del CERV está la Cueva de los Ingleses donde se cuenta un importante acontecimiento ocurrido en Alicante y en este castillo durante la Guerra de Sucesión a principios del s. XVIII.

Subiendo hacia el macho del castillo nos encontramos en lo que era el Hospital de la tropa, con una exposición titulada “Alicante traspasada de Mediterráneo”. Desde que entras en ella parece que escuchas las olas del mar, ese mar que tanto le ha dado a Alicante y que, también, tanto le quitó; ese mar que trajo multitud de culturas que arribaron a estas costas, que trajeron y llevaron tantas ilusiones, que fueron el tránsito para iniciar multitud de iniciativas.


P. En este recorrido temático no podía faltar el Mar Mediterráneo y sus influencias en la historia de Alicante. ¿Que destacarías de esta Sala?. ¿Cuáles son los acontecimientos más importantes en relación con las influencias relacionadas con este mar?.
R.  “Estoy muy satisfecho museísticamente con esta sala. Hemos huido de los contenidos tradicionales. Toda la exposición gira en torno a un escritor local (aunque también internacional). Me refiero a Gabriel Miró. Y otro muy mediterráneo: Matvejevic. En las audio-guías y, en poco tiempo, en el Catálogo del MUSA, que se venderá en el propio castillo, se explican más los contenidos. “Alicante traspasada del Mediterráneo” es una gran definición de nuestra historia. Desde la prehistoria sabemos que el Mediterráneo fue el cauce por donde entraron y salieron poblaciones, ideas, religiones, comercio, ... Y eso hemos intentado explicar. De una manera distinta, soy consciente, pero creo sinceramente que el resultado es bueno. Dar a conocer al gran público la Cantiga de Alfonso X que dedica a Alicante, creo que es muy interesante, también”.





Poco después de salir de esta Sala nos encontramos con otra interesante muestra con escudos nobiliarios y fotografías de las historias anónimas de tantos alicantinos y tantas alicantinas en sus labores, en sus fiestas, en sus actividades deportivas, ... “Historias y Personas” es su título. Es una exposición inacabada, a propósito, para que sea la ciudadanía la que contribuya con sus fotos, con sus datos, con sus relatos, a seguir contando la historia de Alicante a través de sus familiares, de sus amigos, de sus relaciones. Una interesante manera de contar el devenir cotidiano.

P. ¿Cuáles son los fondos de todas estas fotografías, colaboran colecciones particulares?.
R. “Las fotografías colocadas pertenecen a los Fondos Municipales, algunas donadas por familias ó personas. En el interactivo pretendemos enriquecerlo con aportaciones de la gente. También se podrán ir renovando las fotos colgadas. Queremos que sea dinámico.
Hemos intentado juntar a los que oficialmente salen en la historia con los nombres y apellidos, junto con otros y otras 
que también hacen nuestra historia, pero que nunca son citados”.





Desde la parte más alta del castillo, junto a los cañones que antaño defendían estas murallas, son extraordinarias las vistas de la ciudad, de las montañas, del mar, del puerto deportivo, de las playas, de la Isla de Tabarca.




P. ¿Cuándo se van a quitar de aquí las antenas que coronan el castillo, se llevarán al castillo San Fernando ó al Parque Tecnológico de la Universidad de Alicante?.
R. “Sólo se podrán quitar cuando se construya la torre de comunicaciones que está prevista y aprobada en el Monte Tossal, junto al Centro de Turismo (CDT). Las antenas están prohibidas en los BICS ( Bienes de Interés Cultural) y, por lo tanto, en el castillo. Pero las antenas pertenecen a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, la Policía Municipal, el Ejército, así como a Retevisión que da la señal para las televisiones. Es una asignatura pendiente y una espinita que llevamos clavada, pero tenemos las manos atadas hasta que no se construya la torre de telecomunicaciones mencionada”.

Bajando, otra vez en el patio de armas, hay una Sala titulada el “Espacio del dolor” en un antiguo calabozo donde hace años muchas personas sufrieron las causas de su privación de libertad.
Muy cerca, el Cuerpo de Guardia, una Sala de Exposiciones de la que os hablaré otro día.

En un plano superior está la nueva cafetería, estratégicamente instalada por encima de algunas zonas del castillo, cuya terraza se recorta sobre el mar. Sus toldos se asemejan con las velas latinas de aquellos faluchos que surcaban la bahía para sus faenas pesqueras.

P. En el proyecto de ejecución ¿se cuidaron los volúmenes de esta instalación para que no desentonara, para que no destacara del conjunto?.
R. “En el proyecto museográfico que redactamos se dejó muy claro, para que así se recogiese luego en el proyecto arquitectónico, que se debía construir allí donde ahora está porque en los años 60 existía un edificio (la cárcel de oficiales) que fue derribado. Por lo tanto, el volumen a construir debería ser exactamente el de ese edificio que, efectivamente, estaba integrado en la muralla medieval de su trasera, no sobrepasándola. Eso se exigió y eso se ha hecho. La vista desde allí es espectacular y, junto con otros servicios (aseos, tienda-librería, ascensor, auto-guías, señalética, díptico y Catálogo) completan lo que debe ser un museo moderno de calidad. Faltan cosas, por ejemplo unos pequeños vehículos eléctricos que transporten a la gente mayor ó discapacitada por las cuestas más empinadas, realizar las siguientes Fases del MUSA, eliminar cables eléctricos, ... “.

Con sus palabras Pablo Rosser nos demuestra su entusiasmo por la inauguración del MUSA, por este nuevo museo de la ciudad para el disfrute de sus ciudadanos y de sus visitantes, por la recuperación de algunas estancias del castillo para el uso público, ... Un sueño hecho realidad.

Desde la terraza de la cafetería, al pisar su suelo de madera, al tener el mar visualmente tan cerca, al escuchar el ruido de las olas y del viento, parece que en realidad estamos en la cubierta del un barco. Sentados, tomando un refresco, parece que el tiempo se detiene por un momento mientras nuestras palabras se aferran a este instante de esta agradable mañana de domingo.


No hay comentarios:

Guadalest

En un lugar estratégico en medio del Valle, esta población fue ambicionada por todos los pobladores de estas tierras. Guadalest, un pueblo ...

entradas populares