domingo, 4 de febrero de 2018

50 años del Rey Felipe VI





D. Felipe de Borbón y Grecia, Rey de España, cumple 50 años el 30 de enero. No van a haber fastos institucionales, lo celebrará en la intimidad, pero sí es una fecha para hacer balance, echar la mirada hacia atrás y ver lo realizado y lo que pretenda realizar en el futuro.

Con su personalidad, con su estilo de emprender las cosas y de afrontar los grandes desafíos que tiene España dentro de sus prerrogativas constitucionales, con sus hechos, tenemos un gran rey con las ideas muy claras y con un propósito: que España sea una las Naciones más influyentes de nuestro entorno en asuntos económicos, sociales, culturales, porque – según sus palabras - “los españoles estamos determinados a ocupar el puesto que nos corresponde en el mundo del siglo XXI”. Con este mensaje fue recientemente al Foro Económico y Mundial en Davos en el que destacó el progreso de la economía y la sociedad española en los últimos años, además de afirmar que España “es un Estado respetuoso con la ley donde la certeza legal prevalece y por tanto la Constitución y las leyes son aplicadas eficazmente”.

Muchos somos en España los que admiramos su liderazgo, y muchas son las manifestaciones que lo definen, entre ellas: Almudena Martínez Fornés, corresponsal del diario ABC para asuntos sobre la Casa Real española, además de autora del reciente libro “Felipe, un rey para la España de hoy”, dice que “Don Felipe es una persona muy serena, analítica, que tiene su sentido del humor distinto al de D. Juan Carlos. No es un rey de prontos ni de chistes fáciles, es más analítico. Es una persona muy trabajadora y que tiene una gran vocación de Rey”. Para Ferré Adriá, uno de los mejores cocineros del mundo, Don Felipe “es el Rey más preparado de la historia de España debido a la gran preparación y educación que ha recibido. Exporta una imagen fantástica de lo que debe de ser en los tiempos actuales una Monarquía moderna tanto dentro de España como en el exterior”. Andrés Aberasturi, escritor y periodista dijo que “Muchos republicanos hemos aceptado esta Monarquía democrática. Esta Institución da estabilidad al Estado. No veo que la Monarquía sea un problema para España”. 

Para el empresario Juan Abelló, Felipe VI “es sosegado como Felipe II, reflexivo y moderado como Carlos III, intuitivo y audaz como Juan Carlos I. Ha sido educado desde la infancia para ser Rey y tiene las condiciones óptimas para ejercer el cargo. La Corona es un factor esencial de integración y vertebración de España”. A su vez, el periodista Antonio Burgos escribió en un artículo que “… estando la plaza de toros de Las Ventas engalanada, había gente en la puerta esperando a que llegara SM el rey Felipe VI, que Dios guarde, porque falta le hace a España que nos lo cuide. Apareció SM en el palco real y de momento toda la plaza se puso en pie para aplaudirlo. Y luego sonó la Marcha Real. Y se hizo un impresionante silencio. Que se tornó en ovación, extensa y larga, a su término.  Y en un ¡ Viva el Rey ! desde el tendido. Y ni un silbido, ni un abucheo, ni al Rey ni al himno. Una maravilla de respeto a los símbolos de España en su Fiesta Nacional”. Isidro Fainé, Presidente de CEDE y de la Fundación La Caixa, manifiesta que el Rey Felipe VI es “el primer Directivo de España, lo que demuestra día a día en el ejercicio de su responsabilidad, con determinación y compromiso, potenciando la imagen y el valor de las empresas en todo el mundo”. Por su parte, Manuel Ventero, Director de Comunicación y Relaciones Institucionales de RTVE dice que “Felipe VI es un Rey de su tiempo y un gran embajador”. Y así podría citar otras muchas que dejo en el tintero para otra ocasión y para no alargar esta crónica.

Parece que fue ayer cuando Felipe VI fue proclamado Rey de España el 19 de junio de 2014. De entonces hasta aquí ha participado en multitud de actividades en relación con la sociedad civil y militar de España y ha representado a esta Nación en diversos países de cuatro continentes. Sorprende su agenda por las muchas acciones que realiza. Y paralizó – junto al Gobierno de España - el golpe de estado de la DUI en Cataluña con la misma firmeza que D. Juan Carlos I lo hizo con el golpe de Estado del 23 de febrero de 1981. Fue determinante el  discurso de Felipe VI el 3 de octubre de 2017 en el que manifestó, entre otras cosas, que el gobierno de la Comunidad Autónoma de Cataluña ejerció “una deslealtad inadmisible hacia los poderes del Estado”, “quebrando principios democráticos de todo Estado de Derecho”, “incumpliendo la Constitución y el Estatuto de Autonomía”, y que será “responsabilidad de los legítimos poderes del Estado asegurar el orden constitucional y autonómico”, manifestando a su vez “el firme compromiso de la Corona con la Constitución y la democracia, la entrega al entendimiento y concordia entre españoles y el compromiso como Rey a la unidad y permanencia de España”. Un hecho este de la DUI que marca ya su carácter, su servicio a España y su determinación en sus tareas como Jefe del Estado.

Orgulloso de esta España nuestra y su historia que es “un gran triunfo de todos los españoles. Una España a la que no debemos renunciar, – siguió diciendo en su discurso del 24 de diciembre de 2017 – que debe ilusionar y motivarnos, y que debemos seguir construyendo, mejorándola, actualizándola, sobre la base sólida de los principios democráticos y los valores cívicos de respeto y de dialogo que fundamentan nuestra convivencia”.

Efectivamente Felipe VI no va a celebrar su cumpleaños de forma pública pero el 30 de enero de 2018 va a pasar a la historia de España como el día que se produjo la imposición del Toisón de Oro a la Princesa Leonor por el Rey Felipe VI, máxima distinción de la Corona española, en un acto solemne en el Palacio Real de Madrid.



Este artículo se ha publicado con anterioridad en mi columna de opinión del periódico Alicante Press.

No hay comentarios:

castillo de Busot

Busot tiene fama por varios cosas. Por sus manantiales y el agua cristalina que sale de sus fuentes; por las Cuevas de Canelobre, que ...

entradas populares