miércoles, 27 de septiembre de 2017

la torre Tamarit


Por temor al turco, al moro, a los piratas y corsarios, que asolaban las costas españolas del Mediterráneo atacando a las poblaciones costeras, destruyendo inmuebles y raptando a sus habitantes para venderlos como esclavos en mercados del norte de África, el rey Felipe II y su gobierno idearon un sistema para que las poblaciones costeras y cercanas a la costa no estuvieran tan indefensas.







El territorio era muy extenso por lo que no era fácil la solución.  Decidieron construir torres de vigía, fortalezas, castillos y murallas, según la ubicación y el lugar.

En 1568 el rey Felipe II encarga a Vespasiano I Gonzaga, militar y diplomático, acompañado de Juan Bautista Antonelli, prestigioso ingeniero militar, ambos italianos, la construcción de fortificaciones del puerto de Cartagena, de la costa del Reino de Valencia y los puertos africanos de Orán y Mazalquivir. Se construyen torres vigías costeras, se reconstruye el castillo de Santa Bárbara en Alicante (1569), la construcción del castillo de Benidorm y la torre de Santa Faz (1575), las murallas del acceso terrestre de Peñíscola (1578), …









Las torres de vigía solían tener como guarnición cuatro soldados: dos de a pie y dos a caballo. Al avistar las naves enemigas en el horizonte hacían una gran hoguera como aviso luminoso a las poblaciones cercanas y otras fortificaciones para protegerse unos y para preparar la defensa otros, además de las comunicaciones a caballo que pudieran hacer los jinetes en cada caso.



La torre Tamarit, en las salinas de Santa Pola, está tierra adentro para la defensa del campo de Elche, a vista de la torre de Pinet en la costa y del castillo del poblado de Santa Pola porque entonces no había ni edificaciones ni arbolado que lo impidiera. Es cuadrada con base ataluzada y de mampostería con sillares en las esquinas.

Hoy es un símbolo de aquella época. Ya no es vigía sino testigo de la vida de las salinas y de los flamencos y aves migratorias que visitan estas lagunas de forma estacional cada año.



No hay comentarios:

castillo de Busot

Busot tiene fama por varios cosas. Por sus manantiales y el agua cristalina que sale de sus fuentes; por las Cuevas de Canelobre, que ...

entradas populares