atardecer desde el Danubio

Navegar por un río también es atractivo y más si este río es importante por su caudal, su historia y las ciudades por donde baña sus riberas. Hoy este río es el Danubio.


El Danubio es el río más largo de la Unión Europea y el segundo más largo del continente europeo después del Volga. Atraviesa los países de Alemania, Austria, Eslovaquia, Hungría, Croacia, Serbia, Rumanía, Bulgaria, Moldavia y Ucrania. Baña las riberas de importantes ciudades como Ulm, Ingolstadt, Passau y Ratisbona en Alemania, Linz y  Viena en Austria, Bratislava en Eslovaquia, Budapest en Hungría, Novi Sab y Belgrado en Serbia, y  Galati en Rumanía. Nace en la Selva Negra de Alemania de la unión de los pequeños ríos: Brigach y Breg, fluyendo 2.888 kms hasta el Mar Negro en Rumanía.



Es una importante ruta fluvial navegable de Europa Central subiendo desde el mar Negro, con barcos transoceánicos hasta Braila en Rumanía y por embarcaciones fluviales hasta la ciudad de Ulm en Alemania.


Navegamos por el Danubio por Budapest en el barco “Europa” durante un espectacular atardecer antes de una  exquisita cena en el interior de este barco, en un salón largo con suelo de madera y grandes ventanales. El fresco en cubierta no nos impide observar las dos riberas de Buda y Pest y el atrdecer. La tarde se va dorando y también las piedras de algunos edificios ribereños como el imponente Parlamento, el hotel Gellert, el Castillo de Buda, el Bastión de los Pescadores, la Iglesia de Santa Ana, …


Navegamos tan cerca del Parlamento que parece que casi podemos tocarlo. Es una exageración, claro, pero al acercarnos tanto podemos fijarnos en los detalles, en la simetría de las dos cámaras aunque ahora solo se usa una de ellas por economizar. Por fuera parece un barco varado en la orilla, destacando desde la distancia y mucho más desde tan cerca. Tiene una longitud de 268 m y su cúpula tiene 96 metros de altura.



El Parlamento es uno de los iconos más famosos de Budapest. Es el edifico de la Asamblea Nacional húngara y de otras instituciones como la Biblioteca del Parlamento. Bajo su cúpula guarda la Cámara de la Santa Corona Húngara, símbolo de la Nación.




Comentarios

Entradas populares de este blog

Alicante, la millor terra del món

40 años de democracia española

Españoles en Argelia, historia de una emigración