estación de tren modernista Valencia Norte


La primera estación de tren de Valencia se construyó en 1851  por los ingenieros James Beatty y Domingo Cardenal, muy cerca de la actual plaza del Ayuntamiento. Era un edificio de perfil clásico con columnas dóricas y un pórtico en cada extremo. Se inauguró el 21 de marzo de 1852 con la línea que unía Valencia con la zona portuaria de El Grao, de unos seis kilómetros. 


En 1854 se inauguró otro trazado ferroviario hasta Játiva, en 1859 hasta Almansa y en 1865 hasta Zaragoza. Con estas nuevas líneas las instalaciones  ferroviarias eran insuficientes. Por esto, la Sociedad AVT (Sociedad de los Ferrocarriles de Almansa, Valencia y Tarragona) buscan un nuevo terreno para ampliar y construir un nuevo edificio para albergar la nueva estación. En 1889 esta Sociedad se integró en Norte (Compañía de los Caminos de Hierro del Norte de España – CCHNE - conocida como Norte para simplificar). Norte encargó la construcción de la nueva estación al arquitecto Demetrio Ribes. Se inauguró el 8 de agosto de 1917. La nueva estación tenía diez mil m2 más de los cinco mil m2 de la antigua estación, mejorando considerablemente en espacio y nuevas instalaciones.

Este edificio es de planta rectangular, de estilo modernista, con influencia de Otto Wagner, del gótico perpendicular inglés y del racionalismo. En su construcción se usaron nuevos materiales como la estructura metálica en forma de marquesina. Esta estación tiene una fachada horizontal con tres torreones en el centro y en los extremos. 



La fachada se inspira en motivos vegetales de la huerta valenciana como las naranjas y flores de azahar. También destaca el escudo de Valencia como remate de las marquesinas, así como elementos emblemáticos de la CCHNE con la estrella de cinco puntas y el águila posada sobre el mundo como símbolos de la velocidad, remate este del cuerpo central del edificio.


En el interior la decoración se hace con cerámica vidriada, así como un mosaico de José Mongrell. En su vestíbulo combinan las maderas, el metal, el cristal y el mármol creando un ambiente brillante y cálido. Destaca la amplia sala donde antes estaba la cafetería y ahora se usa para dar información al visitante. La decoración y los elementos modernistas tienen aquí su máximo esplendor. La naturaleza, los adornos florales de la huerta, la mujer valenciana, están representados con brillantez creando un ambiente amable de bienvenida al forastero.






Es característica del Modernismo que todas las artes empleadas: arquitectura, escultura, pintura, cerámica, se integren dentro de la composición de un mismo edificio.


En 1941 desapareció Norte al nacionalizarse el ferrocarril, creándose Renfe. El edificio de esta estación de tren fue declarado Monumento Histórico Artístico en 1961 y Bien de Interés Cultural en 1983. 

Para más información, visita: AYUNTAMIENTO DE VALENCIA - ESTACIÓN VALENCIA NORTE
  

Comentarios

Entradas populares de este blog

40 años de democracia española

Alicante, la millor terra del món

Imperator Hispaniae